Seis décadas de julios

Por Ricardo Portmán

Estamos ya en julio (2016 ya dobló el espinazo) y dándole una vuelta de tuerca al contenido de un playlist de la buena música que se ha lanzado durante los séptimos meses de las últimas seis décadas. Desde el pop clásico hasta el hard rock de raíz zeppeliana: nada falta y nada sobra en una selección que no dejará oídos indiferentes.

Playlist

 

1960s“A Hard Day’s Night”, The Beatles

El elepé A Hard Days Night se lanzó el 10 de julio de 1964, sirviendo de jukebox/soundtrack del film homónimo que entronizó a The Beatles como iconos no sólo de las guitarras sino del celuloide. La canción que titula el álbum, con su impresionista intro de guitarra de doce cuerdas, es la mejor declaración de principios de unos fab four en estado de gracia.

1970s“Found a Job”, Talking Heads

Los setentas no se entienden sin poner sobre la mesa a los Talking Heads. More Songs About Buildings And Food, el segundo disco largo de la banda emblema del CBGB, se editó el 7 de julio de 1978. Esto es funk, pop, country, reggae entendido desde la mente prodigiosa de David Byrne y las habilidades de Harrison, Frantz y Weymouth con el poderoso soporte de Brian Eno en la producción. “Found a Job” es el tema seleccionado de este trabajo.

1980s“Mr. Brownstone”, Guns N’ Roses

Guns N’ Roses y su Appetite For Destruction pueden (y deben) verse como los salvadores del lenguaje estrictamente rock de esta década. El primer larga duración del grupo de Los Ángeles se puso a la venta el 21 de julio de 1987, y su impacto no fue inmediato. Bastó con la emisión por MTV (en horario de madrugada) del video de “Welcome to the Jungle” y el resto es historia. “Mr. Brownstone” no es una elección obvia del listado que compone el disco pero para la masa de fieles duros de Guns N’ Roses es sin duda un clásico.

1980s“Lemon”, U2

El 6 de julio de 1993 se publicó Zooropa, el disco que complementaba al enorme Achtung Baby. Todo lo pop e inmediato de “One” o “The Fly” tuvieron su contraparte oscura en “Numb” y “Lemon” de Zooropa. “Lemon” es una canción que compuso Bono para su madre después de ver una grabación casera de ella luciendo un vestido verde limón, por lo cual el sentimiento es genuino.

2000s“Last Nite”, The Strokes

El álbum debut de The Strokes se lanzó el 30 de julio del 2001, impulsado por el éxito arrollador de su single/bandera: “Last Nite”. La banda de Julian Casablancas recuperó la sencillez y la pegada del punk y garage rock con sabor NYC, logrando seducir a medio mundo.

2010s“Fault Lines”, Tom Petty and the Heartbreakers

El 29 de julio del 2014 fue la fecha del regreso triunfal de Tom Petty and The Heartbreakers, con su alabado disco Hypnotic Eye. Toda la experiencia, garra y malicia musical de Petty y compañía se plasmó con efectividad en un álbum sin tacha, y que tiene en “Fault Lines” el mejor muestrario de sus virtudes.

Ricardo Portman

Ricardo Portmán

Ricardo Portmán es un crítico musical, redactor editorial, y publicitario. Es editor de la revista digital Ecos del vinilo que fundó en 2012. Sus críticas de discos, entrevistas y reseñas musicales se publican en diversos medios internacionales. Analiza una amplia gama de géneros musicales: indie, rock clásico, rock alternativo, pop clásico, folk, blues, country-rock, y new age. Ricardo es español, vivió gran parte de su vida en Venezuela, y actualmente reside en la República Dominicana.
Si pudieras hacer una cosa para simplificar tu vida, ¿qué sería?
Haría esto: “no mind”. Estas palabras están tomadas del film El último samurái, donde el jovencito Nobutada, al ver la torpeza y nerviosismo del Capitán Algren practicando el arte de la espada samurái, le dice que piensa demasiado—en lo que se espera de él, en los que le miran, en lo que él piensa de sus propias limitaciones. El nipón, en un ejercicio de absoluta simplicidad, le dice: “no mind”. Lo cual no significa que no uses la mente, solo que debes dirigirla hacia un punto focal, dejando de lado todos los otros procesos mentales que terminan por ser un lastre. Eso simplificaría mi vida: “no mind”.
Si pudieras hacer una cosa para simplificar la vida de un ser querido, ¿qué sería?
Darles una inyección de voluntad. Le impulsaría a llevar a cabo ese algo que se queda en el tintero y que por lo laboral, lo familiar o por simple dejadez termina por caer en el olvido. Ya sea un proyecto artístico, hacer un curso de cocina o pintarse el cabello de azul. Son esos algos que por inseguridad se quedan en nada pero que cuando se materializan son un mucho y eso simplifica tu vida porque la hace más plena. Te aligera de equipaje emocional y te da una seguridad que se refleja en todas las aristas vitales.
www.ecosdelvinilo.com
Deja tu comentario